BLW friendly: Petit Suisse de plátano y fresa

Antes lo llamaban Petit Suisse y ahora le dicen Danonino… En cualquier caso, quien más quien menos lo ha comido de niñ@, y no tan niñ@ también 😉  Y aunque los vendían prometiendo salud y crecimiento para los peques, cierto es que su alto contenido en grasa creó bastantes controversias entorno al mismo. Finalmente, modificaron algunos ingredientes, actualizaron la receta y ahora sí, podemos leer entre sus dibujos las comerciales etiquetas: Bajo en grasa, sin conservantes y sin colorantes artificiales… Está claro que ha mejorado y eso está muy bien, pero las cantidades de azúcar añadido siguen siendo altas y entre sus ingredientes no dejan de contarse variedad de químicos, algo que de vez en cuando no está mal pero de lo que no conviene abusar.

A lo que voy… navegando por internet encontré varias recetas para hacer este postre en casa, pero como había diversas opciones he querido probar y modificar hasta encontrar la que por votación ha ganado en casa. Y sí, confirmo que se convertirá en uno de los frecuentes en casa, por que este Petit Suisse casero es muy sencillo de hacer, super sano, sin azúcar y además de todo muy rico, lo prometo 😉

Ingredientes (8 unidades aproximadamente)

  • 200 ml de crema de coco (sería lo equivalente a la nata tradicional para cocinar, puedes encontrarlo en herboristerias y tiendas bio-eco)
  • 250 gramos de fresas
  • 4 plátanos maduros
  • 1 hoja de gelatina neutra o agar-agar (opcional) 

Paso 1: Lavamos y cortamos las fresas

Paso 2: Licuamos las fresas

Si prefieres una textura más suave, puedes colar este licuado para quitar las semillas de las fresas.

Paso 3: Añadimos el plátano, la crema de coco y licuamos

 

Si no queremos añadir gelatina, repartimos la mezcla en vasos y los metemos en la nevera. He de decir que cogen una textura más similar al Petit Suisse pasadas 24 horas de refrigeración.

Paso 4: Preparamos 1 hoja de gelatina o agar-agar (opcional)

Este paso es opcional, solo si quieres añadir algo de espesor a la mezcla. Yo lo he probado con y sin… y realmente está bien de las dos maneras, es simple cuestión de gustos.

Paso 5: Añadimos la gelatina o agar-agar (opcional)

Calentamos la mezcla en una olla a fuego medio. Una vez caliente, apagamos el fuego, añadimos la gelatina y removemos hasta que esté completamente disuelta.

Servimos en los vasos y dejamos enfriar a temperatura ambiente. Una vez templados, los  metemos en la nevera.

Paso 6: Servimos

Petit Suisse casero

¿Te apetece? Si te animas a hacer esta receta, te invito a que me mandes los resultados, versiones y experiencia de los peques con este plato.

Recuerda que, coma cuanto coma tu peque hoy (mucho, poco o nada), la hora de la comida debe ser un momento agradable en familia, confía en su autoregulación y disfruta de esta etapa de exploración y aprendizaje que le aporta mucho más que nutrición 🙂

¡Si te ha gustado, compártelo! 

Y si no quieres perderte nada, síguenos en Instagram y Facebook

14 respuestas a «BLW friendly: Petit Suisse de plátano y fresa»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *